Sobre el polémico escrito de la movilización…

Sobre el polémico escrito de la movilización...El escrito “Una particular mirada al «cacerolazo»” ha resultado polémico y ha generado una oleada de variadas e interesantes respuestas. A los efectos de lograr una interpretación más redondeada, los aportes de algunos lectores me llevan a ahondar en el fenómeno del día 13. La gran mayoría de los mails invocó al tópico de la cantidad de asistentes en la Ciudad de Buenos Aires, la importancia o no del tamaño de la masa, la corrupción del gobierno, el miedo infundido con la AFIP, y otros tantos temas que causaron esta movilización “espontánea”.
Alguien definió a la filosofía no como la disciplina que ayuda a resolver problemas, sino a la que ayuda a disolverlos.
Por un lado, con respecto al miedo que el gobierno infundiría, no pareciera ser coherente que señalemos la corrupción del gobierno y, simultáneamente, algunos tengamos miedo a que la AFIP nos investigue. Sólo podemos atemorizarnos de aquello que no cumplimos. ¿Cómo disolver una cara del problema? Tengamos en orden las cuentas con la AFIP y, si fuese necesario, movilicémonos demandando mayores controles. Motivo disuelto, amenaza disuelta, miedo disuelto. Como subproducto, nuestros reclamos por corrupción serían consistentes con nuestros actos.
Por otro lado, para referirnos al tópico de las masas, vamos a recurrir a un ensayo clásico: Masa y Poder, publicada en 1960 por el escritor búlgaro Elías Canetti –Premio Nobel de Literatura en 1981-. El literato describe con una enorme riqueza las diversas tipologías de masa, al igual que las fases que desarrollan. Destaca cuatro propiedades principales:
1. “La masa siempre quiere crecer”. Esto es, su característica suprema es el constante deseo de crecimiento. En lo referente al caso que nos atañe, este punto respondería a los comentarios que indicaron que la cantidad de integrantes no era importante. Aun así, tengamos presente que hay masas de crecimiento lento: las Madres de Plaza de Mayo (comenzaron sólo 14 mujeres, para llegar con los años a ser un reconocido movimiento social).
2. “En el interior de la masa reina la igualdad”. En este caso, aunque algunos reclamen por mayor seguridad, otros por el cepo al dólar, otros por el autoritarismo presidencial, otros por su soberbia y otros por sus mentiras, desde dentro de la masa, estas diferencias se diluyen para sentirse igualados por el antagonismo en común hacia una figura política, la primera mandataria. Podemos resumirlo con los explícitos dichos de una lectora: “…no odio a nadie, y casi la odio a ella…”.
3. “La masa ama la densidad”. Se ubica en espacios en los que se destaque su apariencia general. Motivo vinculado a la importancia del número en relación con el espacio. Traducida a nuestro folklore, los porteños amamos llenar la Plaza de Mayo. Y, cuanto más apretados, mejor.
4. “La masa necesita una dirección”. Una meta común sumerge las metas individuales, que implicarían la muerte de la masa. Una meta inalcanzable es la causa final de la masa. Por ejemplo, sabemos que la inseguridad y la pobreza pueden disminuir pero nunca desaparecer. Cualquiera de ellas podría ser la meta central de una masa. En cambio, el cepo al dólar puede algún día desaparecer, lo que implicaría la muerte de la masa.
Arguye Canetti que estas características participan en diversas gradaciones en los distintos tipos de masa. Por último, describe otro interesante aspecto: el estado de excitación común generado y mantenido por el ritmo. Este tema, los argentinos lo tenemos asegurado con los cacerolazos. Agrega que el ritmo de una masa tiene una cierta correlación con el crecimiento: en la medida en que una masa va progresando, lo natural es que crezca; si ello no ocurre, indefectiblemente incrementará los ruidos de las cacerolas, los cánticos e insultos, para simular su aumento.
Alejandro Fidias Fabri

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s